CuartoPoder / Verónica Torres Medrano

Morelia, Mich.- Un total de 15 unidades hospitalarias de la Secretaría de Salud en Michoacán (SSM) entraron al proceso de desconversión de manera paulatina, donde únicamente se atendían a pacientes con Covid-19.

Si bien hoy los casos y hospitalizaciones de COVID-19 se encuentran bajos y la entidad está en semáforo verde, es necesario que los nosocomios se abran a su totalidad para la atención de otras enfermedades. Sin embargo, no se puede bajar la guardia porque ante un repunte de casos o el registro de la tercera oleada, nuevamente los nosocomios se dedicarán a atender el coronavirus.

De acuerdo a Roberto Tapia Martínez, de la Subdirección Médica de la SSM, la desconversión es paulatina y ya se está dando, por lo que en las 15 unidades hospitalarias que estarán en esta situación contarán con módulos de atención de infección, más no podrán hospitalizar a los pacientes y tendrán que ser referidos a los nosocomios correspondientes.

Las 15 unidades hospitalarias que entran en proceso de desconversión son los Hospitales Generales de Maravatío, de la Mujer, de Sahuayo, de Zacapu, de Ciudad Hidalgo, de Los Reyes y de Puruándiro; los Comunitarios de Carácuaro-Nocupétaro, de Tuzantla, de La Huacana y Maruata; y los Integrantes de Cherán, de Nueva Italia, de Arteaga y de Coahuayana.

Mientras que los 9 nosocomios que se quedan para la atención de COVID-19 son los Hospitales Generales “Dr. Miguel Silva”, de Zamora, de Zitácuaro, “Dr. Pedro Daniel Martínez”, de La Piedad, de Apatzingán, Infantil “Eva Sámano de López Mateos”, de Pátzcuaro y de Lázaro Cárdenas.

Con esto, Tapia Martínez informó que la SSM contará con 101 camas para la atención de COVID-19 y, dejó en claro, que en caso de un incremento de casos y de hospitalizaciones por COVID-19, nuevamente los 15 nosocomios se convertirán para la atención necesaria.

“Si aumenta el número de enfermos respiratorios, hay infraestructura adecuada y aumentar el número de camas de ser necesarias”, indicó.

Asimismo, agregó que los Institutos Mexicano del Seguro Social (IMSS) y de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) cuentan con 261 y 108 camas, respetivamente, para la atención de COVID-19, luego de la desconversión de varias unidades hospitalarias.