Foto: Archivo

CuartoPoder / Emanuel Matta

En un crimen que ha conmocionado a los diversos sectores sociales, una pequeña de tan solo 13 años fue estrangulada y su cadáver fue arrojado a las aguas del río Cupatitzio, en una de las zonas populares del municipio de Uruapan.

La Procuraduría General de Justicia del estado (PGJ) confirmó el homicidio de la menor, quien de acuerdo a las primeras investigaciones desapareció durante el transcurso del pasado miércoles.

La pequeña víctima salió de su hogar a las 07:00 horas de ese día para ir a su centro de trabajo, aunque la Fiscalía se ha reservado datos de las labores que realizaba para no entorpecer la investigación, sin embargo ya no regresó a su hogar.

Fue hasta este jueves cuando uruapenses descubrieron el cuerpo de la ahora extinta flotando en las aguas del río, en las inmediaciones de la colonia Melchor Ocampo.

La PGJ confirmó que la niña murió por asfixia por estrangulamiento, por lo que un grupo especiales de policías investigadores y un agente del Ministerio Público ya realizan diversas diligencias para identificar al homicida.