CuartoPoder / Pedro Antonio Aguilar

El gobernador Silvano Aureoles Conejo inauguró en el municipio de Álvaro Obregón el primer laboratorio de reproducción del pez blanco, especie endémica del Lago de Pátzcuaro que ahora podrá ser rescatada ante la amenaza de desaparecer de afluentes contaminados.

El mandatario michoacano explicó que este pez es ya un símbolo de Michoacán, por lo que este laboratorio podrá coadyuvar para evitar su desaparición, pues tendrá la capacidad de producir al menos un millón de crías por año.

Aureoles Conejo dijo que este proyecto será uno de muchos que su administración realizara, como por ejemplo los que se visualizan para los más de 270 kilómetros de litoral michoacano, donde aún los pescadores utilizan herramientas rudimentarias.

Agregó que información de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca) precisa que el consumo de pescados y mariscos en Michoacán es de 3.5 kilos por persona al año; a nivel nacional de 11.3 kilos y a nivel internacional de 20 kilos.

Cabe mencionar que este laboratorio fue construido y equipado con una inversión de 8 millones de pesos, de los cuales la mitad fue del orden federal y el resto de la iniciativa privada.

El laboratorio busca que el millón de crías representen cada año alrededor de 120 toneladas de pescado, con calidad de exportación.

El costo del kilogramo de pescado blanco alcanza un precio en el mercado internacional de 50 dólares, sin embargo, consumidores japoneses ya han volteado a Michoacán para poder adquirir el pez.